http://articulos.giffmex.org > ministerio > predicación

«Tengo un amigo cercano que frecuentamente llena el púlpito de una iglesia Áfrico-americana en Pittsburgh. Su primera visita a esa iglesia le abrió los ojos. Fue presentado para predicar después de una hora y cuarenta minutos de culto. Les preguntó cuanto tiempo tenía para predicar. La respuesta fe, '¡Hasta que acabes, hermano, no vinimos para salir!'» - Fuente: Don Kistler en Feed My Sheep, 119